SUSCRIBETE A NUESTRA NEWSLETTER - Consejos semanales para potenciar la vida sexual en pareja
SUSCRIBETE A NUESTRA NEWSLETTER - Consejos semanales para potenciar la vida sexual en pareja
Cómo controlar la ansiedad sexual
Cómo controlar la ansiedad sexual

La ansiedad sexual, un fenómeno que afecta a personas de todos los géneros y orientaciones sexuales, puede ser un obstáculo significativo para disfrutar de una vida sexual plena y satisfactoria. Este tipo de ansiedad, a menudo vinculada con la presión de "rendir" en el ámbito sexual, puede manifestarse de diversas maneras, desde nerviosismo hasta la pérdida de la erección o dificultad para alcanzar el orgasmo. Sin embargo, enfrentar y superar la ansiedad sexual es posible mediante la adopción de ciertas estrategias mentales centradas en tres objetivos clave: estar presente en el momento, eliminar la respuesta de lucha o huida y alcanzar un estado de excitación sexual.

  1. Estar Presente en el Momento

La práctica de estar presente, un concepto tomado de la meditación, es fundamental para combatir la ansiedad sexual. Muchas de nuestras preocupaciones y miedos surgen de no vivir en el presente, sino de anticiparnos al futuro y a lo que podría suceder. Reconocer que el único momento que realmente existe es el "ahora" puede ser liberador y reducir significativamente la ansiedad.

Actividades que demandan nuestra atención completa, como el paracaidismo o incluso situaciones de adrenalina pura, nos obligan a centrarnos en el presente. De manera similar, en el contexto sexual, enfocarse completamente en las sensaciones y experiencias del momento puede ayudar a disipar pensamientos distractivos o preocupaciones sobre el rendimiento.

  1. Eliminar la Respuesta de Lucha o Huida

La respuesta de lucha o huida es una reacción evolutiva ante el peligro, destinada a preparar el cuerpo para defenderse o escapar. Sin embargo, esta respuesta también se activa ante amenazas percibidas, como la ansiedad social o el miedo al fracaso, lo que puede ser contraproducente para mantener una erección o alcanzar el estado de excitación necesario para el sexo.

Para superar este obstáculo, es crucial aprender a evitar o suprimir la respuesta de lucha o huida. Técnicas de respiración profunda, mindfulness y relajación pueden ayudar a calmar el cuerpo y la mente, redirigiendo el enfoque hacia el placer y la excitación en lugar del miedo o la ansiedad.

  1. Alcanzar un Estado de Excitación Sexual

La excitación sexual no solo es necesaria para la función sexual física, sino que también juega un papel vital en el bienestar mental durante el sexo. Sentirse sexualmente excitado puede facilitar la presencia en el momento y apagar la respuesta de lucha o huida, creando un ciclo positivo de retroalimentación que mejora la experiencia sexual.

Desarrollar la habilidad de encender la excitación a voluntad implica encontrar y enfocarse en los aspectos atractivos de la pareja sexual, ya sea una característica física específica o un rasgo de su personalidad. Mantener este enfoque puede ayudar a permanecer en un estado mental de excitación, facilitando una experiencia sexual más plena y satisfactoria.

Estrategias Prácticas para la Superación

  • Meditación y Mindfulness: Practicar regularmente técnicas de meditación y mindfulness puede mejorar la capacidad de estar presente y reducir la ansiedad general, incluida la ansiedad sexual.
  • Técnicas de Respiración: Aprender y aplicar técnicas de respiración profunda antes y durante el sexo puede ayudar a controlar la respuesta de lucha o huida, promoviendo la relajación y la excitación.
  • Comunicación Abierta: Hablar abiertamente con la pareja sobre deseos, miedos y expectativas puede aliviar la presión del rendimiento y fomentar un ambiente de comprensión y apoyo mutuo.
  • Autoaceptación y Paciencia: Reconocer que los desafíos sexuales son comunes y que superarlos requiere tiempo y práctica puede ayudar a reducir la autoexigencia y la frustración.
Artículos sobre sexo
Dejar un comentario
0

Llámanos: +34615729409

Email: chema@underpleasure.io